Desde siempre

Hace tantos suspiros que no venías a besarme el cuello, dejé la ventana abierta por si la puerta era demasiado pequeña, no era recuerdo ni era reseña; era una historia en un suspiro; el suspiro de aquella dama con la espalda descubierta.

Ella tenía un vestido color cielo, y era el único cielo que había alcanzado, sus nubes eran suaves en mi lecho, sus manos me dieron todo el derecho. No sé si las estrellas titilaban en su espalda cada vez que la veía, donde la ausencia llevaba por nombre melancolía. Recuerdo que te encantaba alicia, que en tu propia historia yo era ese conejo, esa risa…no era costumbre que tu sonrisa, llamara a la satisfacción que era lluvia en cualquier brisa, que nos llenaba de calma mientras humedecía mi camisa. No sé de despertares solo de amaneceres, porque amanecer era una cuestión de tenerte del otro lado o que helado mi corazón se sentía. Dulce razón que llamabas mediodía, esperando la noche, esa noche mía; donde solo la conciencia sufría, mientras me mirabas y yo te mordía.

Cada noche procuraba ser la misma, pero la inútil solo era más realista, besaba la ilusión en cada partida, la partida de cerrar los ojos y sentirte mía. Y todos tienen finales y comienzos, en dónde terminas tú que yo nunca comienzo…tú sabes cual es el mejor momento, para cerrar mis labios con un largo beso. ¿Recuerdas el vestido color cielo? procuro que haya quedado en el último desvelo. Hay noches donde te sientes eterno y despiertas para ver si los mortales siguen sintiendo.

¿Te imaginas un día sin mí, contigo y sin ti, solo porque ya estás donde yo me fui? Entiendes la impresión que no lleva tinta, que es una sombra sin color, porque el color se quedó en el acto; sí, ese acto donde el drama empieza si terminas primero, si comienzas sin mí o si termino sin ti. Y dime tú que ya lo sabes, que conoces a un “alguien” que se hace el ausente….solo para aparecer de sorpresa, y que sorpresa la que me dio al existir….pero de que me sirve existir un momento, si no me dejas ser una eternidad contigo.

“Por eso creo en la satisfacción de tener, a esa musa que le llaman “mujer”.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s